Secretaría de Salud recomienda higiene en alimentos para evitar enfermedades en temporada de calor

102

• Se pretende reforzar las medidas de protección en el manejo, preparación y consumo

Tuxtla Gutiérrez, Chiapas.- Ante el incremento de la temperatura en la entidad, la Secretaría de Salud del Estado exhortó a la población a reforzar las medidas de protección contra el calor, así como las de higiene, manejo, preparación y consumo de alimentos, para evitar enfermedades.

En ese sentido, el encargado del Centro de Atención a Urgencias Epidemiológicas y Desastres, Alejandro Hernández Hernández, informó que para cuidar la salud de la familia es importante seguir las siguientes medidas: tomar al menos dos litros de agua al día para mantenerse hidratado, evitar exponerse al sol por periodos prolongados -especialmente de 11:00 a 15:00 horas, que es cuando la temperatura alcanza los niveles más altos.

Además de utilizar ropa ligera y de colores claros, utilizar protector solar, gorra, sombrero, lentes de sol y/o sombrilla; permanecer en lugares frescos, a la sombra y bien ventilados; ventilar el automóvil antes de subirse; lavarse las manos frecuentemente con agua y jabón, antes de comer, servir y preparar alimentos, y después de ir al baño.

Hernández Hernández mencionó que para evitar enfermedades diarreicas hay que seguir medidas de higiene en la preparación y consumo de alimentos, como son: lavarse las manos con agua y jabón antes de prepararlos, desinfectar con cloro todas las superficies y equipos usados en la preparación, lavar con agua y jabón las verduras, frutas y legumbres, después desinfectarlas con cloro o plata coloidal.

Asimismo, dijo, lavar carnes y vísceras (interna y externamente) antes de su preparación, contar con depósitos específicos para la basura con tapas (separando orgánica e inorgánica), proteger los alimentos y mantener las áreas de cocina libres de insectos, mascotas y de otros animales, y guardar la comida en recipientes cerrados.

Mientras que para la desinfección del agua es importante lavar con jabón, cepillo y cloro todo recipiente donde se almacene agua para consumo; para la preparación de los alimentos no se debe permitir que personas enfermas los manipulen, usar agua embotellada, hervida o desinfectada para la preparación y consumir alimentos bien cocidos.

En el manejo de alimentos no se debe dejar que aquéllos cocidos queden a temperatura ambiente por más de dos horas, sino conservarlos en refrigeración, utilizando recipientes limpios y tapados; la comida descongelada no se debe volver a congelar.

Para el consumo de alimentos se recomienda lavarse las manos con agua y jabón antes de comerlos, evitar su ingesta en la calle -ya que el polvo los contamina y el calor los descompone rápidamente- y hervir aquellos que estaban en refrigeración por lo menos durante cinco minutos.

Finalmente, sugirió consumir alimentos que estén bien cocidos y calientes al momento de servirse, no comerlos después de su fecha de caducidad, así como limpiar los productos enlatados o que estén en frascos de vidrio, antes de abrirlos.