Si matan a un luchador social otro levantará la bandera: José Tomás Vázquez Ramos

88

Matando a luchadores sociales la lucha no terminará por defender causas a favor de los desprotegidos. Esto es como el legado que ha dejado la lucha agraria en México y que ahora consignamos con la frase Zapata Vive, la Lucha Sigue, sostuvo José Tomás Vázquez Ramos, luchador social en la región Istmo Costo, en el municipio de Tonalá.

El asesinato del luchador social Sinar Corzo Esquinca en el municipio de Arriaga, provocó indignación entre otros luchadores sociales, como Vázquez Ramos porque es una práctica que se ha dado desde hace mucho tiempo para callarlos.

Dijo que es preocupante que se insista en tratar de callar para siempre y de manera cobarde a quien enarbola banderas de lucha de la gente no representada por alguna organización.

Inclusive, ya no hay respeto a la jerarquía política, tal como las múltiples muertes que se dieron en el estado de Puebla con la gobernadora Martha Erika Alonso y su esposo el Senador Rafael Moreno Valle; el alcalde en Oaxaca. Se debe de poner un alto y que no haya impunidad en este gobierno, subrayó.

A los gobiernos del pasado reciente se les achacó de ser autores de crímenes a políticos y luchadores sociales, pero en el actual se sigue dando, lo que nos queda claro que la sociedad sigue siendo la misma de donde hay miembros que hacen el mal.

Pero, si matan a un luchador social otro levantará la bandera. La historia de caudillos así lo consigna. Y se seguirá levantando la bandera de lucha cuando los gobiernos no escuchan.

Inclusive, dijo que se deben cambiar los protocolos de los actos de gobiernos, es decir darles participación a los campesinos y obreros verdaderos, no a supuestos representantes. Invitarlos de entre los asistentes y no todo arreglado hasta en lo que van a decir. Deben escuchar a la sociedad para que no se orillen a tapar carreteras y realizar marchas, puntualizó. ASICh