Chofer distraído provoca accidente carretero

0
1043

*.- Dos personas resultaron lesionadas.
*.- Cerca de Loma Bonita fue el percance.

CINTALAPA, CHIAPAS.- Un accidente automovilístico registrado este viernes a la altura del kilòmetro 21 sobre el tramo carretero El Cero-Rancho Bonito, dejó como resultado dos personas lesionadas y daños materiales equivalentes a varios miles de pesos.

Pasadas las 13 horas, Andrés Perea Munguía de 50 años de edad aproximadamente, circulaba de la costa del estado con rumbo a la capital chiapaneca a bordo de un autobús marca Busscar color azul con blanco, placas de circulación (485HU2) del servicio público federal de pasaje México, marcado con el número económico 9106, propiedad de la empresa “Autobuses Expreso Azul” (AEXA), cuando al disponerse a rebasar a un vehículo del transporte público marca Toyota color blanco con placas de circulación (382-247-B) que renta sus servicios de la colonia Tierra y Libertad-Cintalapa y viceversa, no se fijó que la tapa lateral derecha del motor la traía abierta y cuando se dio cuenta ya era demasiado tarde porque ya se había impactado en el poste trasero de la Toyota, rompiendo el medallón y una de las ventanas del lado izquierdo de esa unidad.

Mencionar que como resultado del impacto, una señorita de 15 años de nombre Lilibet “N”, y la señora Sandra Luz Villalobos Orozco de 29, originarias la colonia Tiltepec (municipio de Jiquipilas) resultaron lesionadas, por lo que hubo necesidad de que personal de protección civil llegara al lugar a valorarlas y posteriormente trasladarlas al hospital básico comunitario de Cintalapa para que recibieran atención médica.

Al arribar la división de caminos de la policía federal al lugar del siniestro se entrevistó con Julio Cesar Méndez Cruz chofer de la Toyota, este le dijo que cuando pasaban por un rancho llamado Loma Bonita, el autobús lo rebasó y la tapa del motor le pegó en la parte trasera izquierda, pero que gracias a su pericia no se salió del camino.

“Lo bueno que solo una muchacha y una señora resultaron lesionadas, porque traía yo el cupo lleno y también venían niños, pero gracias a Dios a ellos no les pasó nada”, dijo el chofer Jiquipilteco.

Se supone que la empresa aseguradora del autobús se hizo cargo de los gastos médicos y de reparación de la unidad de alquiler, para evitar que el problema se fuera a otras instancias. / MARCOS RAMOS